Entradas

¿Cuántas veces has escuchado eso de que para aprender idiomas la mejor etapa es la niñez? ¡Pues tenemos buenas noticias! Si bien es cierto que los niños absorben como esponjas mientras son menores de 5 años, pasada esa etapa esta capacidad va disminuyendo hasta los 18 años aproximadamente. Por tanto, tengas 20, 35 o 50 años, te costará, o no, exactamente lo mismo por lo que ya no tienes excusa para no ponerte a ello. Querer es poder y la ciencia ya no te avala, así que, si siempre has querido aprender idiomas, este es tu momento, sea cual sea tu edad.

 

VENTAJAS DE LA EDAD

MOTIVACIÓN: Hay muchas ventajas en los alumnos de más edad a la hora de aprender una nueva lengua. La gente que aprende por motivación en lugar de por obligación es mucho más activa en clase y saca mayor provecho a todo lo aprendido.

AUTONOMÍA: A mayor edad, más autonomía y esto se refleja a la hora de buscar recursos para poder ampliar el aprendizaje. Podríamos hablar de ver una película en versión original, escuchar música o leer libros o prensa en el idioma que estás aprendiendo. Todo suma y dedicar cada día un ratito hará que mejores exponencialmente.

AUTOCONOCIMIENTO: Cuanta más edad tienes más te conoces a ti mismo y conoces los métodos de aprendizaje que mejor se adaptan a ti. No todos aprendemos de la misma manera y conocerse a uno mismo es algo que lleva mucho tiempo por lo que en este caso, la edad es una gran ventaja.

VOCABULARIO: Quizás pienses que ponerte a memorizar vocabulario con todo lo que tienes en la cabeza es muy complicado, pero, siendo realistas, aprendemos mejor y más rápido cuando sabemos de lo que hablamos. Es decir, la gente de más edad tiene más vocabulario que un niño o un adolescente y, por tanto, cuando estudie el vocabulario de cualquier idioma, por lo menos sabrá a qué se refiere y eso hará más fácil la memorización.

 

BENEFICIOS DEL IDIOMA

Hasta ahora hemos comentado algunas de las ventajas que tiene la gente mayor para aprender un idioma, pero ¿por qué no hablamos de los beneficios que aporta aprender uno nuevo?

 SALUD: Todos sabemos que mantenernos activos físicamente es bueno para la salud, pero es igual o más importante mantenernos activos intelectualmente y que mejor para ello que aprender inglés, francés o el que quieras. Activaremos la memoria y ejercitaremos las conexiones neuronales necesarias para empezar a pensar en una nueva lengua, mejorando así nuestras funciones cognitivas y frenando el deterioro del cerebro.

RELACIONES SOCIALES: Conoceremos a gente con intereses comunes a los nuestros y ampliaremos nuestras relaciones sociales, mejorando así nuestro estado de ánimo.

CULTURA: Indudablemente, cuando aprendes una nueva lengua conoces aspectos culturales de los países en los que se habla el idioma en cuestión. Esto nos permitirá abrir la mente y ser más tolerantes con el prójimo.

VIAJES: También podrás viajar a los países donde se hable la lengua que estudias y comunicarte en ella. Esto te dará confianza y seguridad en ti mismo, y te permitirá disfrutar del destino al máximo.

 

¡Que nada te detenga! Cuentas ahora con todos los elementos para aprender un nuevo idioma,

 

¿Cuál será el siguiente?